sábado, 19 de septiembre de 2009

Río de Otoño


(del libro "Viaje Inesperado")


Duermo en la ribera de este río
con mi cabellera flotando sobre sus aguas.
Robo estrellas al cielo con mi mirada,
que prendo de mis pupilas,
luciérnagas prestadas,
mientras me mece el silencio de la noche.

Imagino cascadas de colores,
tonalidades vírgenes de esta naturaleza
que me supera y me abraza
como una nodriza amante.

Cuando despierto,
desde un viejo árbol
un panal de abejas me regala
un desayuno de dulzuras
y entre mis labios la miel corre
buscando el sendero de mi boca.

Sacudo mi nostalgia
de sombras largas
y recito mi fábula de ríos mansos,
de manos acariciando tornasoladas aguas,
mientras me arrebata insolente
el soplo dorado de abril,
preludio del otoño.

Por un instante,
transito de mujer a pez,
mi piel se convierte en escamas,
y mis escamas se vuelven del color de las hojas.

Giro ágil y certera entre los remolinos,
nado contra la corriente,
remonto el cauce que baja de los cerros,
y agonizo cuando el sol
se esconde lánguido en el ocaso.

María Magdalena Gabetta



Pintura: "Otoño en el Delta", del Pintor Argentino, Martín Carrique

6 comentarios:

senddero dijo...

bella poesía has escrito. reaste un ambiente de serenidad, de nicho y lo hermoso es la tranformación en pez... ah el retorno a la tierra , cuando el ocaso nos acoja...

NORMA dijo...

Magda,
que hermoso!!! tus letras dibujan la paz serena del agua de un río donde duermen esos sueños de sirena, realmete bellísimo.
Saludos y mi cariño.

Lisandro dijo...

Que ehrmosa poesia y calida... un abrazo enrome, gracias por compartirla y por permitirla leer!!!

Estefania dijo...

Hermoso!
con esa serenidad que también transmite la pintura, agua mansa de río, abajo remolinos y correntadas, un paisaje en tus versos.
Cariños.

Ursula dijo...

Magda...
un río de otoño... para esta primavera que florece...
un dulce recuerdo...
"mis escamas se vuelven del color de las hojas."
Hermoso!!!
Feliz primavera amiga!!!

beso!!

Juan Carrizo dijo...

Que visión otoñal maravillosa que nos regalas en tu poesía, el cuadro armoniza con las letras,pero lo que mas me gustó es esa mutación fantástica de pez a mujer o viceversa que te convierte en la primera sirena poetiza (hermoso poema)